ENCUENTROS, PEQUEÑOS, DETALLES...

Hay veces, os juro, que tengo la sensación de que un duende cabrón me pone el escenario para que mi cabeza se dispare y reviente por encontrar la crónica más absurda... y postforme. Y si no, que alguien me explique qué sentido tiene encontrarme bajo una pantalla de ordenador (en el que subo Cámara Abierta 2.0 a la web) una rana y un tornillo.

Bien, una parte es fácil, el tornillo puede ser el que extravié hace dos días. Pero ¿qué hacen ambos objetos con ánimo de pulcro coexistiendo en una superficie así? Claro, al final rebusco y encuentro... Y hallo una posible solución.

A María Señor, la señora de la limpieza, le salió rana el roscón de Reyes. Y ella que anda tonteando con Rodrigo Jass, el repartidor de documentos y 'recortacupones profesional' de los periódicos, se siente afortunada de que todas las piezas en su vida comiencen a encajar. Ya no cree en cuentos de princesas que besan a una rana/sapo para convertirlos al principado. Tiene bien atornillados los pies en a la tierra. Ahí, digo yo, que está el desenlace de este geroglífico de última hora. O no.

Salud!

PD.: Qué seríamos sin los pequeños detalles.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Lo tuyo, Seseña, no se llama duende. Es algo más innato.Y me refiero a ese captar la suprarrealidad, la realidad invertida, la ficción, la subrealidad cercana y lejana, propia y ajena.Captarla y llevarla a las letras.
Es algo que llevo pensando varios post...lo tuyo no es un duende, es un don.

M.
Daniel Seseña ha dicho que…
Yo te digo que es un duende cabrón. "M, de innato en mí no hay nada más que lo que viene de nacimiento, y eso se aprende" (como diría mi amigo Fabio). Y yo aún no sé que he... aprehendido en el proceso. Sólo veo ranillas y tuercas.

De todos modos, gracias M por creer que merece la pena dedicar un hueco a leer lo que escribo. Salud!
Juana ha dicho que…
Tiene muy pero que muy buena pinta "el tornillo y la rana" o historias que gusta leer de vez en cuando porque agradan a mi espíritu.
Y estoy de acuerdo, lo tuyo es un "don" que nos tiene aquí gratamente enganchados.
Patricia ha dicho que…
Duendes, dones, tuercas, etc. Yo sólo sé que cada día entro aquí y me cuesta salir. Porque me lo paso muy bien y además, acabo patas arriba. :)
Anónimo ha dicho que…
Ya lo decía aquel: se puede partir de cualquier cosa... Y difícil o no, en tus historias siempre se acaba llegando(o encajando o descubriendo).
Anónimo ha dicho que…
E incluso, tropezando con una misma historia que termina siendo otra, dependiendo el día. Algo pasa aquí dentro!
CYBRGHOST ha dicho que…
Duende no se... cabrón.. no creo, que tus historias no paran de fluir y tu audiencia de subir. Estas creando un estilo nuevo, sea por culpa del duende o talento propio, Y NOS TIENES ENGANCHADOS!!!

Entradas populares de este blog

Entrada nueva

LO OPUESTO A ESBELTEZ, HIJA

En blanco, arriba el telón