DE TWITTER Y RÉMORAS

Es que no quiero que me sigas. ¿Por qué? No lo sé, pero no quiero verte detrás. No estoy detrás, sino a tu lado. Pues no quiero verte por aquí. Si no estoy aquí. ¿Y dónde estás? Ahí. ¡Ah! ¿Y eso dónde es? Cerca de ti, pero sin molestar, simplemente empapándome de lo que cuentas, de lo que compartes, de lo que piensas... Vale, pues no quiero que lo hagas, sólo te pido que me olvides.

No me convences. No quiero hacerlo. Déjame seguirte. Ni de coña, olvídame por favor. No puedo. Por qué. Porque si te sigo, me siguen. ¡Qué chungo! Por qué, es tan digno como desear tener amigos. Ya, pero ser una rémora es repugnante si no eres una rémora de verdad, sino un gorrón humano. Igual tienes razón, pero no sé cómo hacerlo, siempre he actuado así...

...¿Como una rémpora? Me cuesta reconocerlo, pero sí. Y por qué no te lo haces mirar en lugar de no parar de seguir a los demás. Porque es caro. ¿Y cuánto te has dejado en ese Mac? Una pasta. Pues eso, igual deberías aprender a reinvertir. Ya pero con mi conexión estoy en el mundo. O fuera de él. Eso es un tópico. Tú si que eres un tópico. Déjame seguirte. No, y además te voy a bloquear. No eres justo. Lo sé, pero me importa una mierda, empieza a seguirte a ti mismo, a ver qué encuentras.

Comentarios

sebas ha dicho que…
Por algo dejé el tuiter... algún día puedes escribir sobre los que se lo toman como un concurso de popularidad.
CYBRGHOST ha dicho que…
Interesante reflexión en clave PF.
NO sé si al resto os ocurre, pero a mi (con mi ínfimo número de seguidores) me parecen ocasionalmente seguidores tan extraños como una mepresa para ayudar a encontrar empleo argentina, un adolescente brasileño (que twittea todo en portugués), una empresa de jabones de méjico, y hasta una temporada ha estado una pizzeria de una conocida cadena ¡Su establecimiento de Denver!
Juana ha dicho que…
Seguirse a uno mismo es la clave, huir no es posible, además nunca se encuentra mejor compañía ....
copifate ha dicho que…
"empieza a seguirte a ti mismo, a ver qué encuentras"
No he entendido muy bien la entrada de hoy pero esta frase me gusta.

Entradas populares de este blog

Entrada nueva

En blanco, arriba el telón

LO OPUESTO A ESBELTEZ, HIJA