jueves, marzo 31, 2011

ESPECIALIZADOS

Las redes sociales se especializan, dice un tipo en mitad de un semáforo. Le doy la razón, pienso a un metro de él. Una comunidad de amantes de las rosas gangosas; una red de artesanos del zapato viejo; una liga de lesionados sin baja; un grupo aislado y unido de asociales; otro de moteros en bici; una ciudad de especuladores callados; una red de atormentados; una familia ilimitada de comedores de tigretones... Mucha especialización, coincidimos en un bis a semáforo pasado.

Ese tipo piensa en especializaciones, piensan de mí dos chicos que escriben sus pensamietos con los pulgares. No quiero pensar durante un rato, que lo cuelgan otros, pienso. Más allá unas chicas quieren montar algo por su cuenta. Una de ellas hace fotos al momento que viven y las sube a su red social favorita, especializada en fotos de chicas que quieren montar algo por su cuenta. Una lata recorre la calle de acera a acera, ajena a todo. Nadie lo ve.

Un piloto, por encima de todo lo que cuento, traga saliva y se traga lo que piensa entre nubes. Cuando aterriza, lo piensa, después le manda un mensaje a su amigo especialista en algo y se traga lo que realmemte piensa; esto, lo cuenta en modo 'anónimo' a través de una red de comentaristas anónimos. Una red, añado, formada por dos miembros que hacen de muchos anónimos... Ellos no lo saben. El semáforo cambia a verde y desconecto. Alguien piensa en contarlo.

miércoles, marzo 30, 2011

MALDITA LA HORA

No es que me pusieran una multa... No, ya las pagué todas. Entre ellas, la más 'compartida': Prado, 28. Es que sentí pisar una mierda, pero cuando miré al suelo vi otra cosa. Las horas sobre un papel caducado. Símbolo inequívoco de que los minutos, por mucho que pases por encima de ellos, siguen a lo suyo. Sumando enteros.

Me acordé de aquel ¡Pisarlo, pisarlo, pisarlo! ¡Al contrario, pisarlo! De Bilardo. Pero por mucho que me empeñe, él, el tiempo no es ni enemigo, ni colega, ni amante, ni lo contrario. Es inalcanzable, imparable ¡Intocable! Y lo único que puedo hacer es una foto. Así, aunque sea tirando de imaginación... imagino que lo paro con el pie...

Y además con este invento del Instagram (perfecto para yonquis del iPhone y las fotos ocasionales), compartimos lo que capturamos durante esas horas ajenas a nosotros. Lo comentamos, nos reímos a través de comentarios y hacemos más fotos, incluso a otras fotos hechas por la propia ciudad. Algo parecido (eso sí, como aficionado) a lo que 'fotografía' Antonio López con sus manos. ¡Pisarlo, Pisarlo!

lunes, marzo 28, 2011

El hecho insólito del helecho

Cuando se dieron cuenta de que habían cerrado aquel colosal supermercado, también se dieron cuenta de que llevaban más de tres horas hablando de sus cosas entre berberechos y hechos insólitos. Remedios y Florín se conocieron en el departamento de plantas. Ella buscaba un helecho y él una excusa para florecer junto ella. Así que la hizo creer que iba a comprar el último helecho del momento para después hacerse el generoso con un: "Seguro que en tu casa queda mejor"...

Inmediatamente ella, muy tímida, le dio las gracias con una sonrisa, una preposición y dos verbos: "Dejémoslo en Quedará". "Y eso es mucho", respondió Florín. Después, cuando las plantas empezaron a aspirar oxígeno, ellos se intercambiaron los nombres. La gente iba desalojando, los empleados también, nadie les veía. Eran invisibles. Ni las cámaras de seguridad querían ser testigos de ese encuentro. En la sección de vinos se reecontraron con sus orígenes comunes en torno a la Ribera del Duero. Brindaron. El helecho, siempre con ellos.

Florín confesó que deseaba conocerla por encima de todas las cosas y que el helecho fue un argumento preparado. Remedios confesó entonces que ella "es más" de troncos del Brasil... Y que el helecho, igualmente fue una excusa. Ambos se habían gustado entre tantos consumidores y un mismo techo comercial. Y volviendo al principio, los hechos insólitos, el helecho y los berberechos terminaron por sembrar esta curiosa historia que firman Florín y Remedios. Pasaron la noche en el súper y al día siguiente empezaron a regar.

jueves, marzo 24, 2011

DE HORAS Y OLORES

Vuelvo con los olores... Los perros huelen el miedo, la alegría, la enfermedad, la tristeza... Sus cosas; y las nuestras. Últimamente mi perra no se separa de mí. Me da toques con el hocico, muy sutiles; me dedica cabriolillas inusuales. Y más allá de su intención, que la tengo clara, me pregunto ¿a qué huele el humor? (ya sé que suena a anuncio de compresas. Sí, aquellos que si mal no recuerdo dirigió Isabel Coixet). Entonces me imagino que mi perra me contesta: A ostras al dulzón. Ella es así. El plato no existe, pero en el diálogo imposible entre los dos, sí. Y se refiere a respirar un mix de inquietud, algo de sosiego y una pizca de pena a la vez.

Estas últimas semanas han sido raras. Desde que dejé de fumar (ya más de 2 años) huelo más. Pero además de las tostadas, el vino o los calamares privados de su tinta, me huelo que algo está cambiando. Y aunque uno lo intenta tapar con distintas fórmulas inconscientes o somatizaciones varias, al final, como no está en mis planes volverme loco, no me queda más remedio que admitir lo obvio y destaparme la nariz para oler el tiempo. No hablo de las isobaras, sino del calendario, de las agujas del reloj...

Ayer bajé al sótano y volví a remover cajas. Luego, las fui abriendo una a una. Llevaban años cerradas. Huelen a humedad, a polvo, a tiempos no tan pasados, pero caducos. Esos que ya no volverán (y menos mal, porque si no... qué presión). Después, me armé de valor, empecé a tirar y reciclar. Hoy me siento como si hubiera corrido tres días seguidos; con agujetas pero 'destaponado' (aunque suene a anuncio de bífidus activo). Y ahora, el reloj a su bola y mi perra y yo, charlando sobre mi familia y otros animales.

martes, marzo 22, 2011

TWITTER AL AJILLO

...Y al final, después de verlo en el TD3 -tras haberlo visto antes en el TD2-, no pude más. Lo hice, escribí un 'tuit' expresando la sorpresa de que el Telediario dedicara espacio al V aniversario de Twitter. Mi mensaje: "Si me dicen hace 3 años, cuando en @ hicimos el primer répor sb Twitter, que el TD contaría el V aniversario... No me lo trago".

Fue reconfortante la sensación. ¿Por qué? Hace tres años, los propios de Cámara Abierta 2.0 (con Georgina Cisquella a la cabeza) dábamos nombre a nuestro... 'nicho': El rincón del friki. Los raros de la tele que hablaban de cosas raras... Entonces, en noviembre de 2007, lanzamos nuestro primer reportaje sobre una cosa llamada Twitter al mundo televisivo (está en el minuto 8:30, más o menos). Lo realizó Marta Rodríguez (ex directora e ideóloga de Cámara Abierta 2.0)... Después llegaron otros, como éste en el que celebramos el primer aniversario del Twittmad (septiembre de 2008), o este otro el que hablamos con 'Pixel' Jonan y Óscar Espiritusanto sobre la "revolución Twitter" (7 de julio de 2009)...

Fue reconfortante, decía líneas más arriba, porque de algún modo constatas que eres un friki, sí, pero no tanto. Y ese "no tanto", al final, alivia un poco. Y a la inmediata respuesta tuitera de Carlos del Amor en relación con mis 140 caracteres ("Y de qué habláis en el próximo programa para saber que contaremos dentro de 3 años?"), contesto ahora: La verdad, no lo sé. Porque sinceramente, hace tres años, aunque me metí de puntillas en Twitter, no daba un duro porque algo así funcionase... Así que, como no somos visionarios, seguiremos currando; que no es moco de pavo.

PD.: Eso sí, aprovecho para avanzar que en el próximo programa entrevistamos a Laura Gómez, directora de Twitter España.

lunes, marzo 21, 2011

¿QUE POR QUÉ ME TAPO LA NARIZ?

Ayer escuché a alguien por la calle decir que era un poco corto, que no se entera de nada de lo que lee y que admira a mucha gente. Decía que no comprendía lo que decía esa gente, pero que le gustaba oírles, que no escucharles (esto lo añado yo). Y a continuación me llegó un olor extraño que no sabría definir.

Los olores pueden ser un refugio, un arma contra uno mismo, un indicador de sentimientos, etc. Pero, sobre todo, tener olfato te ayuda a taparte la nariz cuando hay que hacerlo. Es decir, a protegerte de pestes y poder elegir respirar sin intoxicarte por la estupidez. Porque la estupidez -me comenta mi perra, que sabe mucho de olfato- no huele a nada. Es tan camuflable que uno suele inhalarla sin ser detectada.

La mejor defensa contra una buena agresión de estupidez -por ejemplo cuando procede de alguien que hace gala de ella en mitad de una conversación- es taparse la nariz y alegar (por si preguntan qué hacemos) que necesitamos la presión para liberar los oídos. El olor pasará de largo y el imbécil o la imbécil de turno, también.

viernes, marzo 18, 2011

EMBEDIDO

Hoy cambio el verbo incrustar por embeber, sin salir del hueco, para meterme a fondo en sus recovecos. Y me encuentro con una acepción que no esperaba, la 3ª: "Dicho de una cosa: Contener, encerrar dentro de sí a otra". Curioso lo que da de sí el vacío (que empieza a tener pinta de hueco medio lleno).

Y aquí me quedo. Porque ando algo perdido entre espacios abiertos últimamente. Aunque lo que palpo al buscar los límites (esas maravillosas paredes), me gusta. Es sólido y está en pleno desarrollo. Parte de dos, no sin antes haber emergido de un nudo (también en el estómago) planteado antes del desenlace. Me lo he embebido y estoy a punto de incrustar la idea. Brindo por ello.

miércoles, marzo 16, 2011

EL HUECO

En eso estoy desde que lo vi ayer... En el hueco. Hasta entonces yo pensaba que sólo un terapueta tenía la capacidad de ahondar en los vacíos y resquicios ajenos. Pero he entendido que no. Que subimos y bajamos en un ascensor cada día; donde nos cruzamos con gente (compañeros, conocidos, listos en la sombra de los listillos, caraduras, gente maja, personas...). En mitad, a un lado o al otro estamos cada uno con nuestros huecos.

Y en un lugar por ahí, hay otros -que podríamos ser cualquiera- trabajando en esos vacíos, sólo detectados cuando se hacen explícitos, por ejemplo con una controversia propia; porque los huecos no tienen por qué estar vacíos, pueden contener restos... Una avería que avisa de que no queda más narices que colgar el cartel de no hay más remedio que reparar...

Está claro que revisar y reparar son dos verbos estrechamente ligados, pero ¿no convendría abrir un hueco entre ambos para alargar la distancia?

martes, marzo 15, 2011

EL OTRO INQUILINO

Al caer de la burra se levantó en armas y a continuación decidió dar un golpe de estado en su propio domicilio. Sus compañeros de piso se lo pasaban todo -cito literalmete según me lo cuenta Norito Lutero- por el forro de los cojones; y él hasta los huevos -vuelvo a citar literalmente por expreso deseo del narrador en off- quiso tomar cartas en el asunto después de sufrir una crisis nasal por el olor a vacío y restos de más.

Cuando consiguió echarlos a todos y quedarse solo en aquel piso, empezó a pensar. Continuó con la limpieza, raspando a base de oxígeno activo; limando asperezas incrustadas en distintas superficies; frenando en seco y humedeciendo resquemores agrietados. Y en medio del proceso se echó al suelo para mover brazos y las piernas en círculos como si se hubiera tumbado sobre la nieve.

Habían pasado 2 años en aquella situación. Viviendo dentro de una nube ajena y no menos tóxica que hasta ayer no fue capaz de ventilar. Norito no sabe exactamente cuándo empezó el proceso de reconquista, pero desde luego no fue de pronto, llevado por una enajenación temporal. Sí recuerda los primeros síntomas de abandono... Lo curioso es que no los visualiza a través de sus compañeros de piso, sino que es él quien los protagoniza; es él el que se ve a sí mismo tirado en el mundo sin postura definida...

Vuelvo a citar literalmente para terminar: ¡Manda cojones! Un año después, me cuenta que la desidia volvió, pero sólo estaba él en el piso. Afortunadamente, había raspado tanto las paredes durante la crisis con sus ex compañeros, había frotado tanto los suelos, que logró entender la jugada. Por lo tanto supo tomar medidas y pararlo a tiempo antes de recurrir de nuevo a las armas. Habría sido un suidicio... Y él no estaba para disparos en contra, sino para reconstrucciones propias. Hoy, aunque asumiendo que convivirá para siempre con un dejado perenne, está relajado. Porque ha encontrado los productos adecuados para entenderse con él.

lunes, marzo 14, 2011

PERFUME REFUGIO

Por Anónimo Padre

No sé por qué lo hice, pero lo hice. Andaba despistado por el súper en busca de víveres para la semana siguiente cuando me encontré perdido del todo. Hallé refugio en el departamento de perfumes, dando por hecho que encontraría la fragancia protectora de mis padres. Necesitaba dos olores para sentirme protegido: Eau Jeune y 4711. Vamos, mi madre por un lado y mi padre por otro. Así la familia estaría al completo entre tanta incertidumbre.

El suelo temblaba y mi cabeza era la de un muñeco/perro que se mueve con las vibraciones. Busqué y busqué, pero sólo encontré una de las fragancias que firma Antonio Banderas. Desesperado por la necesidad de dar con una sensación que me cobijara en el pasado (cual yoqui desesperado por su dósis) cogí la primera muestra y me la eché por encima... Sin pensar en el fondo, ni mucho menos en las consecuencias.

¿Qué pasó? Que desperté de la gilipollez propia de un plumazo. Como si me hubieran inyectado una dosis brutal de adrenalina. No fue por el efecto milagroso de ese agua de colonia... Fue por el asqueroso olor que emanaba de su esencia... ¡Dios, qué asco! Tuve que frotarme la piel a lo bestia con jabón Lagarto y algo del Fairy para desprenderme de aquella peste... ¡Banderas, vigila a quién das tu nombre!

No sé por qué lo hice, repito, pero lo hice. Y ahora que estoy en la calle pisando suelo entre firme y potencialmente quebradizo, al mismo tiempo (y espacio); ahora que no me queda más remedio que mirar aquí y allá, adelante... Ahora que el único padre que hay aquí soy yo, sólo pienso en cobijar a mi hijo; que es quien reclama hoy en mi vida una esencia propia. Y la fórmula está en mis manos.

viernes, marzo 11, 2011

LO OPUESTO A ESBELTEZ, HIJA

Es madre, atleta y pinchadiscos (a partir de las 00 horas, cada día de su vida). Y al mismo tiempo es alguien. Nadie en concreto, sencillamente alguien; que es mucho sin ser nada. Lo lleva bien y mal, regular y como puede. Su hija Sandra sigue sus pasos de cerca. Y lejos quedan los pasos que ambas dieron para encontrarse en aquel país africano donde se conocieron; que siempre estará más cerca de lo que dicen... y menos de lo que creen.

Fábula y Sandra viven una vida que nunca -cada una en su fuero interno- pensaron que vivirían. Fábula buscó a Sandra y Sandra encontró a una madre de fábula. Fue casual, pero no. Y ahí están imprimiendo una vida con todos los colores que tienen a su alcance; y usando sólo el blanco y negro para ocasiones sensacionales. Viven sin parar y no miran hacia atrás, salvo lo necesario para poder vislumbrar lo que tienen delante... Que es lo que cuenta, sin menospreciar el presente.

Mucho han trabajado para estar donde están; mucho más han sufrido lo que no pensaban que iban a sufrir. Y más aún han reído las gracias que jamás imaginaron que reirían. Muecas, gestos, pantomimas, resultados, avances, alegría, cariño, sinceridad y todo lo necesario para arrugar una cara en busca de felicidaz... Lo opuesto a la esbeltez de la perfección, que viste y embelleze. Fábula lo ha roto todo para poder romperse a gusto junto a su hija rota. Esa criatura que ha nacido de una idea.

Lo pienso, luego no lo digo...

CONSULTA NUESTRO HORARIO DE EMISIÓN EN FACEBOOK
En Cámara Abierta 2.0 nos gusta experimentar... Pero sobre todo, nos encanta la gente que arriesga, que tira de creatividad para sacar una idea adelante. En este programa arrancamos 'desincronizados'. Lo que se piensa por un lado y lo que se dice por otro... Es el Tú Ruedas que el realizador web, Miguel Campos nos propone para invitarnos a participar (como suena) en su cortometraje interactivo: Mindstorming.

jueves, marzo 10, 2011

EXTRAÑO

POR Espectador sobre escena

Hoy tras terminar mi espectáculo me he sentido extraño. Me han aplaudido más que nunca, me han tirado flores... ramos enteros, ofertas de trabajo, twitts cariñosísimos y ademanes poco frecuentes. He liberado durante un instante a mi ego, se ha dado un garbeillo y ha vuelto a mí. Me han llovido palmaditas en la espalda, han caído propinas del más acá y además he probado la medicina del éxito. Pero me siento extraño.

48 Horas antes no sabía aplaudir, ahora tampoco, pero junto las palmas repetidamente cuando estoy delante del espejo. No sabía entender la diferencia entre admirar y admirarme. Me admiraba pero no, me amaba pero no, me quería aunque no, era alguien y no lo era... era el mejor "uno más" de los "uno más". Me aplaudía con ganas. Ganas de no terminar de escuchar ese sonido. Pero no me sentía extraño.

Ahora sí, tengo el éxito ante mí y me siento extraño. Temo bajar y volver, creo que si regreso a mi butaca de siempre no saldré nunca. Ahí hay alguien que aplaude mientras me apunta... Ahí hay otro que no me aplaude con tantas ganas. Y esa otra está deseando irse, sólo pendiente de que su acompañante termine de aplaudirme. Esa se ríe, esa no... Y todos me aplauden, menos yo, que me siento extraño.

miércoles, marzo 09, 2011

CONDENADO, PERO ENTRETENIDO

Es la primera vez que le ocurre. No ha durado mucho, apenas cinco minutos, pero para él ha sido un mundo. Durante ese rato ha sentido... el sentido del desequilibrio vital en sus propias carnes y vísceras. Se ha mareado, ha llegado a no ver; cada ojo parpadeando a su 'rollo' (por no parear la frase con 'antojo'). Ha sufrido temblores en los pies, en las manos, en los genitales, en el occipital izquierdo...

Después de lo sucedido, ha dudado sobre la necesidad de entretenerse. Es entonces cuando un doctor (con maquillaje) aleatoriamente le frena por la calle. Está en prácticas y le asegura que no es la primera vez que ve esa cara. Le recomienda que se pase por su consulta... ¿Para que le consulte qué, doctor? Carraspea antes de contestar y le pregunta si es la primera vez que ocurre. Que yo recuerde sí. Le da su tarjeta y le da cita para dentro de dos horas y un minuto.

Ya en la consulta. ¿Sigo aprendiendo, sabe usted? Tengo 45 años y continúo haciendo prácticas. Eso es porque un día me pasó lo mismo que a usted y decidí sublimarme en una práctica contínua. Desnúdese, piense en alto y cuente hasta ocho a la vez. Lo sé, es imposible, pero piense que lo hace. ¡ME ABURRÍ! SÍ, ME ABURRÍ DURANTE 5 MINUTOS! Confiesa por fin.

Al término del desahogo se desmaya. Al despertar está atado a una camilla, y rodeado por facultativos de diferentes medios de comunicación que ejercen la medicina mediática. Todos le apuntan con dos cámaras, preguntas que no hacen, una máquina de la verdad y un contrato de por vida. Finalmente, él que ya no es él, firma y se une para siempre al entretenimiento. Está a salvo.

martes, marzo 08, 2011

NÚMEROS ENGAÑOSOS

Guillermo estaba haciéndose un Sudoku cuando aquel policía le paró en medio del atasco. ¡Tú fuiste quien engañó a mi mujer! Le gritaba mientras aporreaba la ventana. ¡Vamos, baja del coche, que te voy a meter un paquete que te vas a enterar! Guillermo, sin embargo, estaba tan metido en el Sudoku que le pidió por favor,que esperara un segundo porque le faltaba el último número.

Aquella actitud terminó de encender a Óscar David, que explotó y sin ningún pudor abrió la puerta del coche para terminar de montar el número. Éste, éste era el que me faltaba. Celebró Guillermo. Entonces rellenó el hueco que le faltaba con el número de Óscar David, y éste desapareció junto al vacío. El atasco empezó a pasar y la circulación volvió a la normalidad. De nuevo todo fluía y Guillermo recuperaba la sonrisa.

Al llegar a casa, Guillermo dejó la placa, la pistola y el resto del uniforme sobre el sudoku inacabado de Cecilia, su mujer. Había muchos huecos, más que números. Guillermo se preparó un bocata de mantequilla y viento, esperó, siguió esperando. Cecilia no volvió aquella noche; tampoco la siguiente. Dos años, tres días, dos minutos y 2.000 sudokus después, Guillermo entendió el angaño.

viernes, marzo 04, 2011

INTENCIÓN DE BOTOX

Siempre tieso, siempre sieso, nunca sonriente por miedo a arrugarse. Siempre fiel a la superficie, al linaje de nada y a la apariencia de todo. Políticamente correcto y expresamente derecho es un fiel candidato a arrasar en su peldaño. Supera de lejos a su rival, sobre todo en intención de botox. Lo dicen las encuestas. Como suena. El entrecejo no aguanta más... está desgastado y él, a cambio de ganar su elección vital, ha prometido almidón a sus esclavizados músculos.

¡Toma ya! Entonado y gesticulado a lo Hugo Sánchez después de marcar un gol, se dedica frente al espejo, levantando la copa de vino blanco, para después guiñarse un ojo por lo bien "que lo hemos hecho". Siempre seguro, siempre maestro, nunca alumno, siempre subido, nunca en el suelo. En ocasiones estructurado, pero poco establecido. Siempre decidido, jamás dubitativo. Y ahora más que nunca... Arrasando en intención de botox. Es el presidente, que sin serlo, latente está. Y nadie más se gusta más; ni menos. Es Ríos Doquier un fulano con dotes...

CÁMARA ABIERTA 2.0:
De China a iBurgos pasando por la Red

"El Gobierno chino parece nervioso ante la posibilidad de contagio de las revueltas árabes. Miles de policías desplegados (...) impidieron a transeúntes y periodistas el paso a los lugares donde se habían convocado las manifestaciones". Lo posteaba hace unos días la corresponsal de TVE en el área de Asia - Pacífico. Pekín, Almudena Ariza en su blog. La periodista será la encarcaga de abrir el próximo programa con su crónica 2.0 desde Pekín.

A continuación nos situamos en Burgos; perdón, en "I-Burgos" para conocer IRedes, es decir, el Primer Congreso Iberoamericano sobre Redes Sociales. Y para cerrar este primer bloque, nos entedamos en nuestro Intérnate: os hablamos del viral de la semana, el vídeo reinterpretado, una y 'cincuentamil' veces de Radiohead en la red, Lotus Flower. ¿Te imaginas a Thom York al ritmo del baile del gorila, de Beyonce o de Shakira? No te lo pierdas. Y más de música, os hablaremos de lo último de Lady Gaga, cómo no; del remix Zanga Zanga de Gadafi (otro top one de internet); y del que dicen en los corrillos 2.0 será el sustituto de MySpace, Herzio.

Y en el segundo bloque: La última campaña de la ONG Madrid Positivo protagoniza nuestro Tú Ruedas de hoy; se trata de concienciar de la importancia de hacerse la prueba del VIH. Sólo en Madrid cerca de 15.000 afectados por VIH desconocen su estado. En toda España el número asciende a 40.000... Más información en los teléfonos: 912237186 / 600227799.

Luego os hablamos de otro congreso, el CIVEL. Un encuentro pionero, virtual e internacional sobre educación lectora para comprender mejor los alrededores de la palabra escrita. Entrevistamos (en Alejandría Libros) a los periodistas Elena Jiménez y Domi del Postigo, impulsores del Congreso. Y para cerrar el programa tenemos de invitada en UN MINUTO COM... a la periodista y presentadora del TD y 59 segundos, María Casado.

También han pasado por UN MINUTO COM: La cantante Luz Casal; el director y presentador de En Días Como Hoy, Juan Ramón Lucas; la presentadora del tiempo, Mónica López; el actor Alejo Sauras; y el director y conductor de Asuntos Propios, Toni Garrido...

PD.: FELICIDADES A TODAS LAS MUJERES por el 8 de Marzo. Las trabajadoras y las que se lo curran para serlo. ¡Ánimo!

jueves, marzo 03, 2011

CON LA ESCOLIOSIS AL CUELLO

Partidaria del buenrollismo, ususaria de sí misma y resuelta sólo con lo resuelto -nunca con el nudo previo al desenlace-, Tatiana del Lago y Blue quiere demostrar que internet no sirve para nada. ¿Cómo lo va a hacer? En dos palabras: De espaldas. Se sabe sabia, se conoce más que su madre; pero menos que mañana... Lo que no le impide vivir del cuento que ella misma creó y subió a la red por lo bajini.

El cuento se lo abonaron al peso. Y sacó mucha pasta por ello, pero dejó de sacar el resto. Eso la hundió en la miseria y sin llegar a ahogarse empezó a sufrir desequilibrios. Primero vino un tumbo hacia un lado y después al otro... Ahora, aunque en medio, está más torcida que nunca. ¡Pobre! Hacía caja cada vez que pasaba página. Y ahora, que el marcador no tira; ahora que no hay vuelta de hoja, pretende apostatar en su propia Iglesia; hora que está de espaldas, con una maquillada escoliosis ante la vida...

...Quiere convencernos a todos de que internet no sirve para nada. El problema (uno de ellos) es que se ha girado tanto que no se ve ni la cara, porque lo único que ve es la nuca. Y no mirarse el ombligo la desequilibra más, la aturde. Y lo peor es que se le llena la garganta de concongoja y es alérgica a la angustia. El desenlace es un misterio, pero pinta fatal.

miércoles, marzo 02, 2011

LETRAS AL SUELO

Estaba escuchando una canción de Los Nikis cuando me di cuenta de que tenía que cambiar de vida... Y no hay nada más escrito. Es un libro sin ISBN, con 300 páginas y ya. Me lo he encontrado en el suelo, no diré que tirado, pero sí abandonado. No sé qué tema de Los Nikis estaría escuchando el autor/a de este... libro vacío, pero a mí me viene a la cabeza Diez años en Sing Sing.

Me pregunto ¿Se daría cuenta de que tenía que cambiar de vida gracias a la canción? ¿Estaría oyendo una radiofórmula y entró el grupo por azar en antena? ¿Por qué quería cambiar de vida? ¿Fue tan eficaz la decisión que no terminó ni lo empezado? ¿Qué habría empezado y qué habrá terminado? Un libro con hojas vacías, adoptado por una sóla frase... Hojeo en busca de algún detalle aparentemente invisible. Pero nada.

Empiezo a recordar la canción... No soporto habitar entre las ratas, no quiero picar piedra porque sí. Mándame la lima en un bocata, porque llevo diez años en Sing Sing. Entonces se me ocurre una frase para continuar lo empezado y la escribo a mano en el libro: No había más remedio, llevaba demasiado tiempo encerrado en la idea de otra persona. Ya era hora de empezar a tocar cosas, de tocarte a ti...

Después, dejo el libro en el mismo sitio y me marcho cantantando... El Imperio Contraataca, pero sin banderas, que la ironía está en la propia canción; no hay más que ver el vídeo.
PD.: Y de casualidad me encuentro con una joya en "casa", el concierto de Los Nikis en La Edad de Oro.

martes, marzo 01, 2011

BODEGÓN, EN ALGÚN SENTIDO

El panorama no es muy optimista, francamente. Y aunque no parece un bodegón tiene matices similares. Trazos y tazas sombrías bajo la arquitectura en ruinas de una mala racha social... Una calle desierta y llena de gente, cada uno mirando/tirando para su lado (y yo que pensaba que sólo había dos direcciones, piensa alguien). No hay entusiasmo por ninguna parte y sí caras perdidas, asuntos pendientes que en eso se van a quedar, en un eterno debe que jamás hermanará con el utópico haber.

El viento se niega a soplar, la lluvia está de huelga, los angelitos zampan y a las nubes no se les levanta... ni el ánimo. El panorama no pinta bien, piensa otro alguien. El cielo intenta contagiar algo de lo suyo y lo intenta haciendo la envolvente. Pero los trazos siguen oscuros y las tazas se resquebrajan. Los unos chocan con los otros y a nadie le choca. Las aceras huelen a restos de otros restos y empiezan a tener una capa de moho imposible de raspar.

Pues así está el patio, Damián, le dice Sebastián Boceto a Damián Sombrío. Luego se pierden y llega otra pareja al mismo banco antes de subirse al autobús.